domingo, 15 de mayo de 2011

Homenaje a una buena profesora...

EN HOMENAJE A LA PROF. SARA SALBATIERRA DE UNZEITING
Te veo y estoy llorando,
Trazan oscuros bemoles
Jugando las golondrinas
Y tu paso silencioso
De un adiós sin despedida,
Vuelca en mi alma en esta tarde,
El frío de la llovizna.
Es cierto que ya es otoño.
Que mil rayitos de luna
Aún en noches de canto
Furtivos se deslizaron
Y han puesto tu pelo cano.
Que tus desvelos y afanes
De noches y soledades
De dorados frutos nuevos
Sin piedad te recargaron.
¿Es cierto que ya es otoño?
¡No en tu vida!
¡No en tu fuerza!
¡No en tu interior primaveral!
¡Tu pentagrama azulino,
Ascendente, cristalino,
Persevera, como un cielo
De corcheas, semifusas,
Y en confusa melodía
De entusiasmo y alegría,
Se trasluce,
Se propaga,
Saturado de sonidos!
Es por eso que yo siento
Que te alejes, que te vayas.
Vendrán otros,
Vendrán nuevos profesores,
A las aulas,
Pero tú, ya estás adentro
En la música, callada.
Podrás nunca dejarlas;
Aunque tus pasos te lleven
En el frío de esta tarde,
Entre la llovizna
De la ciudad… y de mi alma.
No dejes nunca que muera
Tu primavera azulada.
¡No dejes que calle nunca
Tu vibrante pentagrama!

CABRERA, Eva Inés