sábado, 18 de junio de 2011

Juan Chelemin...

Romance a la Muerte de Juan Chelemín
(Una elegía de Carlos Bize Guerra, recitada por Feliciano Bambicha en la apertura del Iº Encuentro de escritores)
Aún resuena en el Conando, Chelemín,
el eco de tu grito desgarrado, confundido
con el trueno en su estrépito furioso
y pegado en el silencio de jarillas y algarrobos.
Imperturbable, en el cielo planea un cóndor,
y en su vuelo sin destino nos habla de heredades
aniquiladas, olvidadas, mancilladas, lloradas,
y de mundos rapiñados, saqueados asesinados.

El desierto es tan sólo un vacío, Chelemín,
en donde el viento es absoluto soberano
de tuscas, pichanillas, terebintos y tunales.
Ya no hay tribus valerosas. ¡Las ha destruido el impío!
Vuela un cóndor en el cielo, Chelemín
y tus pedazos se dispersan por el valle,
las quebradas, guadales, cumbres y hondonadas
con el sollozo contenido de la indiada que te llora.

¡Ay, Chelemín! Te evoco con el nombre ignoto
que comparte la arcilla, la piedra y la madera,
y sorprendida en la lucha asomaba tu voz
dispersa entre la noche, la fatiga y el valor.
Aún resuena tu grito ensangrentado,
salido del secreto de milenios te ofreciste
para llevar en tus pedazos esparcidos
la esperanza de mutar la nueva historia.

Ahora son dos los cóndores que vuelan.
Llevan en su negro, el recuerdo de muertos prohibidos
y las voces de aquellos que no tuvieron tiempo
para habitar el cielo, la tierra y el silencio.
¡Qué solo se ha quedado el Conando, Chelemín!
¡Qué muchos los hombres sin jefe!
Su timidez transita la identidad del hueso
y adivina el reposo de la sombra del árbol.

¡Que silencio en el desierto!
¡Cuánto dolor en el indio!
¡Qué subversiva rebelión!
¡Qué tulpo en la sangre!

Aún resuena en el Conando, Chelemín,
El eco de tu grito desgarrado.
Cinco siglos han pasado y aún resuena,
mientras el cielo ensangrentado
te muestra en el alba y el ocaso,
después de siglos de impiedad, Chelemín.

Juan Chelemín,
el cacique líder de este valle del Conando, fue brutalmente descuartizado en el siglo XVII, por defender su tierra, su cultura y su futuro, es válido recordarlo con la gratitud que le debemos todos los andalgalenses.

Aporte especial para andalgalaenversos.com
Andalgalá, junio de 2011
Gracias, Carlos por su aporte...

No hay comentarios: