miércoles, 12 de septiembre de 2012

Sale una estrella solitaria tiñendo de luto las hojas...


TRISTEZA

Lento pasan las horas, si la pena está muda.
Cuando el sol se oculta detrás de las nubes rojas
Acariciando melancolias que el viento sopla,
Sale una estrella solitaria tiñendo de luto las hojas.
Se siente ruido de corazones que laten fuerte
Como golpes de caja chayera, atada al hechizo,
Es alguna alma enamorada que va cantando
Por el valle y las montañas para llegar pronto al paraiso.
El silencio misterioso del cielo azul,
No dejará que callen jamas las quenas
Esperando que las almas gocen en calma,
En el silvido largo de las quebradas, se engancharán las penas.
El canto del ave, el grito del tiempo
Y las flores rojas de la cumbre, ya no rezan,
Solo quedan en la distancia, lamentos rondando,
Porque ese cielo claro se duerme en la tristeza.
En las noches frias el alma suspira una queja,
Las flores blancas lloran a la luna bella,
Que alumbra los recuerdos malos de la vida,
Lejos del canto y la meloncolia, brilla una estrella.
Las lagrimas bajan en busca de esperanzas,
Siempre las emociones rondan en la brisa,
La tristeza comparte el llanto y a risa,
Y muchas veces la noctalgia martirisa.
El viento en las hojas duerme, pero al despertar,
Vive como una antorcha en llama,
Como luz divina que se consuem en silencio
Que nunca escape ese humo, como se escapa el alma.
En el eco de algun pedregal conoro
Muy lejos estan las nubes de la luna,
Pero al esconderse de mis ojos, queda el resplandor
Alumbrando los recuerdos que flotan en la bruma.
BATTAGLIA, Luis Hugo